Be niakoga (Hace mucho tiempo)

Hace mucho tiempo, cuando todo era tinieblas.

De las tinieblas surgió la luz.

Y la luz reveló la belleza de la vida divina,

que se instaló en mí y elevó mi alma.

El Sol. Modelo de una organización perfecta

Hay que encontrar un modelo de organización perfecta donde todo funcione idealmente; y ese modelo no lo encontraréis en la tierra. Hay, pues, que volver la mirada hacia un lugar donde reine esta organización perfecta. Este lugar es el sol; no el sol físico, evidentemente, pero sí ese mundo de armonía y de paz del cual es el símbolo.

La verdadera organización no es sólo exterior. La organización exterior es necesaria, por supuesto, pero no es todopoderosa, e incluso es inútil si no hay otra cosa de más arriba que venga a animarla.

Mirad, en el hombre todo está organizado, todo funciona: sus sistemas respiratorio, digestivo, circulatorio, etc. Pero, entonces, ¿cómo es que sea aún débil y desgraciado? Esta organización no es suficiente. Hace falta que otra organización, superior, una organización espiritual penetre esta organización física y la vivifique.